Consejos para cuidar tus pizarras blancas

En cualquier empresa las pizarras blancas son unas herramientas que no pueden faltar porque son muy versátiles y resultan de gran utilidad. Para conseguir el mejor precio de pizarras, lo ideal es que hagas tus compras directamente online, puesto que así podrás comprar las mejores ofertas del mercado.

Pero, si ya tienes las pizarras en tu empresa, es probable que quieras aprender a cuidar su superficie para darles la mayor durabilidad posible. Por este motivo, hoy te he preparado este post para que puedas darles la máxima durabilidad posible a todas tus pizarras.

¿Cómo cuidar la superficie de una pizarra?

Para que puedas cuidar la superficie de una pizarra blanca tendrás que fijarte en los siguientes consejos prácticos para hacerlo de una forma correcta:

Borra adecuadamente la superficie

Es vital que borres tu pizarra de una forma adecuada, porque es allí donde se cometen más errores y por este motivo se producen manchas. Nunca debes borrar el rotulador de la pizarra mientras esté húmedo, porque se pueden acumular pigmentos en la superficie.

Debes dejar que el rotulador se termine de secar por completo antes de retirarlo de la superficie de la pizarra. También es importante que tengas un buen borrador para que puedas retirar todos los restos de rotulador de la superficie de una forma realmente sencilla.

No uses rotuladores permanentes

En las superficies de las pizarras blancas siempre se deben utilizar rotuladores borrables que sean preferiblemente de base acuosa. Esto debido a que podrás retirarlos fácilmente sin dejar pigmentos sobre la superficie de la pizarra.

El uso de los rotuladores permanentes está totalmente desaconsejado, en especial porque estos tienen una concentración alta de pigmentos. Si bien, se pueden retirar con algunos productos químicos, al final producirán manchas sobre las superficies de una forma muy rápida.

Realiza los mantenimientos adecuados

Los mantenimientos que hagas a la superficie de las pizarras blancas serán fundamentales para mantenerlas en buen estado. Se aconseja que utilices los químicos recomendados por el fabricante cada 15 días o cada mes dependiendo del uso que tenga la pizarra, para eliminar por completo las partículas de rotulador.

También puedes hacer un mantenimiento semanal con una mezcla de alcohol diluido en agua, humedeciendo un paño y pasándolo sobre la superficie. Esto con la finalidad de retirar la mayor cantidad posible de rotulador que esté presente en la pizarra, y así prolongarás en gran medida su vida útil, para que pueda permanecer blanca por mucho más tiempo.